El regalo de tus oraciones

El regalo de tus oraciones

La oración es un regalo maravilloso que te bendice y bendice a las personas por quienes oras. Cada vez que oras por otros, tu vínculo con Dios cambiará tu conciencia y te bendecirá. Por supuesto, aquellos por quienes oras también son bendecidos por el efecto positivo de tus oraciones —y el amor de Dios— en sus corazones, mentes y vidas. Después de todo, la experiencia de Dios es la verdadera necesidad de todas las personas.

El regalo de tus oraciones es el amor de Dios compartido por medio de ti. ¿No es maravilloso ser amoroso y amado?

Un círculo de amor

¿Cómo comenzar? Aunque podemos ser tentados a orar para cambiar a las personas quienes creemos que necesitan ayuda, ora para que se den cuenta de que Dios obra activamente en sus vidas. La salud y la paz que buscan ya existe para ellas, siempre y cuando miren más allá de las apariencias y se den cuenta de que Dios está a cargo.

Cuando oras con un enfoque positivo, puedes cancelar cualquier negatividad que rodee a tus seres queridos y reemplazarla con la energía positiva de tus oraciones. Ahora has creado un círculo sagrado en el cual el amor, la comprensión y la aceptación fluyen.

Cree

Todavía puedes preguntarte si orar por otra persona funciona. ¿Sentirá los efectos de tus oraciones?

Charles y Myrtle Fillmore, cofundadores de Unity, así lo creían. Por más de 100 años, Silent Unity ha estado sirviendo a personas de todas las creencias desde todas partes del mundo por medio de la oración. A través de su larga historia, este ministerio de oración ha recibido millones de cartas de personas cuyas vidas han mejorado después que contactaron a Silent Unity por oración. “Mis oraciones”, dice la gente, “fueron contestadas”.

Afirmaciones y negaciones

Por largo tiempo Unity ha enseñado el uso de las negaciones y las afirmaciones. Las negaciones son utilizadas para dejar ir y liberar cualquier poder que estemos dando a una situación o condición en nuestras vidas. Por ejemplo, al orar con alguien que enfrenta un reto de prosperidad, utilizarías la negación: “La apariencia de escasez no tiene poder sobre ti”.

Mientras las negaciones erradican cualquier pensamiento erróneo, para que tus oraciones sean completas deben ser seguidas por afirmaciones. Éstas son utilizadas para ver más allá de las apariencias a la verdad de que Dios está a cargo. Las afirmaciones llenan el vacío que dejado con frases positivas de verdad espiritual. En el caso de una persona con un reto de prosperidad, afirmarías: “Rebosas con la vida, la luz y el amor de Dios. Eres próspera”.

Tiempo para orar

Toma tiempo para recordar a otros en tus oraciones. Pronto descubrirás que puede ser la mayor bendición que puedas darles —y dártela a ti mismo.

Afirmación: Mantengo la alta vigilia de fe al orar por otros. Sé que cada persona que llevo en mi corazón está segura y bien al cuidado de Dios.